La Bendición alcanza también a los animales. Día de San Antonio Abad

Nuestra responsabilidad con los demás seres vivos

Es una tradición o costumbre de la Iglesia llevar a los animales a bendecir, los porque de ellos depende mucho el bienestar del hombre, sirviendo tanto en el trabajo como para la alimentación. Además, para hacer consciencia de que son parte de la Creación.

Dulce Natalia Romero Cruz

Desde la antigüedad el hombre ha tenido como misión cuidar todo lo que el Creador ha hecho, como se lee en el Libro del Génesis, en el que Dios encargó al hombre que cuidara a las criaturas como sus compañeras; San Francisco de Asís, que decía que los animales son nuestros hermanos, y el Papa Juan Pablo II mencionó que eran nuestros hermanos menores e incluso dijo que había un lugar para ellos en el Cielo.
“Se tiene por costumbre llevarlos a bendecirlos el día de San Antonio Abad (también en la solemnidad de San Francisco) el 17 de enero”, explicó el señor Cura Juan Javier Padilla Cervantes, Párroco de Nuestra Señora del Divino Amor. “Ahora, con la Encíclica del Papa Francisco, ‘Laudato si’, se nos invita a tomar consciencia de la Creación en general, pero de los animales en particular, en el sentido de la responsabilidad, porque no son juguetes, sino criaturas que requieren cuidados (alimentación y salud). Creo que en esta fiesta de San Antonio Abad es recomendable adquirir esta consciencia, pensando en que muchos animales domésticos son compañía para personas que están solas, o son parte de su seguridad ante la violencia, etcétera”.

¿Por qué bendecir a los animales?
El Padre Padilla Cervantes comentó que “bendecir algo es procurar el bien. En este caso, es pedirle a Dios que estén bien esas criaturas. La bendición no es un Sacramento, es un sacramental; es decir, una oración donde se le pide al Señor o un deseo del bien por quien se pide. A San Antonio Abad se le vincula con algunos animales; por ejemplo, con un puerquito o jabalí a sus pies, porque se dice que se le acercó con sus crías, que nacieron ciegas, y San Antonio las curó y nunca se le separó la madre. De ahí que es Patrono de los Criadores de animales o Protector de los mismos”.
En la ciudad se usa más que lleven a bendecir a los animales domésticos o mascotas (perros, tortugas, gatos, aves, conejos, peces, etc.), y la bendición conlleva la consciencia de la responsabilidad y el equilibrio en el cuidado de la Naturaleza, y evitar el mal uso que muchas veces se les da.
Algo de tomar en cuenta es la gran incoherencia en la que caen muchas personas que se preocupan tanto por los animales, y descuidan a la gente que padece hambre, inseguridad, violencia. Sería una desproporción; por eso, en la Encíclica Laudato si se habla de un equilibrio.

Misas 
En la Arquidiócesis, estas son algunas de las Parroquias que ofrecen bendición de los animales.
El miércoles 17 de enero: en Nuestra Señora del Divino Amor (Av. de las Góndolas 341, Col. Valle del Álamo), a las 19.30 horas.
En San Rafael del Parque (Manuel Portillo 373, Sector Reforma), el domingo 15 a las 13.45 horas.

San Antonio Abad, Protector de los animales

San Antonio o San Antón se celebra litúrgicamente el 17 de enero, fecha de su muerte física, día de la bendición a los animales. Los dueños de mascotas llevan a todo tipo de animales, a recibir la bendición que el Santo les otorgará y que es garantía de salud y bienestar para todo un año.
Antonio Abad nació en Egipto, aproximadamente en el año 251, de una familia muy acomodada. Sus padres murieron cuando tenía 20 años. Durante una Celebración Eucarística escuchó las palabras de Jesús: “Si quieres ser perfecto, ve y vende todo lo que tienes y dalo a los pobres”. Y lo hizo. Se fue a seguir al Señor, viviendo en completa soledad en un sepulcro abandonado.
Después se retiró al desierto, hizo vida eremítica, junto a un cierto experto llamado Pablo. Muchas personas iban a visitarlo para escuchar sus enseñanzas, por lo que reunió un cuerpo de discípulos y comenzó la gran tradición monástica de la Iglesia. Organizó comunidades de oración y trabajo.
Murió hacia el año 356 en el Monte Colzim, próximo al Mar Rojo. Se dice que vivió hasta la avanzada edad de 105 años.
La tradición de bendecir a los animales se cree que data de la época colonial. Dicen que San Antón descubrió la sabiduría a base de observar a los animales, y el amor divino a través de la Naturaleza, y así se convirtió en su Patrono. También se le relaciona probablemente con las bestias, caracterizadas como acoso y tentaciones diabólicas, con las que se batió durante su largo retiro de más de ocho décadas.
La Plaza de San Pedro, en El Vaticano, por su festividad, se llena de animales de compañía, de carga o de dieta, y son bendecidos por el Cardenal Arcipreste de la Basílica de San Pedro y Vicario General de la Diócesis de Roma.

Oración a San Antonio Abad para la protección de los animales
Señor, te ruego que, por intercesión de San Antonio Abad, tengas piedad de los hombres que, por ignorancia, maltratan a los animales.
Enséñales a que los amen como criaturas tuyas. Señor, ten piedad de los animales domésticos, que muy a menudo son entregados sin defensa alguna a la indiferencia y a la crueldad humana. No los dejes solos con sus penas.
Señor Dios, ten piedad de los animales como el león, el tigre, el mono, el elefante, y de otras especies, que son capturados para ser llevados a circos o a zoológicos. Dales a todos ellos un refugio seguro en su hábitat.
Señor, ten piedad de los animales de granja, que crecen dentro de inhóspitos habitáculos, así como de aquellos animales que en los mataderos son sacrificados sin anestesia. Acógelos con su dolor.
Señor, ten piedad de los animales de experimentación. Haz que cesen estas prácticas y sálvalos de su sufrimiento.
Señor, Tú que infundiste en San Antonio Abad un gran amor a la pobreza y al respeto de los animales, ten piedad de todos los animales que sufren y haz una Sociedad más justa, basada en el amor y la paz de todos los hombres.
Amén.

About Rebeca Ortega

Check Also

Inician visitas de la Virgen de Zapopan a templos de Guadalajara

La Patrona de la Arquidiócesis tiene ya su sombrero de peregrina listo para emprender sus …

25° Aniversario de FEF en la comunidad de la Santísima Trinidad

Movimiento de familias, con papá y mamá como educadores de sus hijos Rebeca Ortega Camacho …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *