Fe y participación política: el compromiso del periódico Semanario

Redacción Arquimedios

Al principio del año electoral, en septiembre de 2017, Semanario asumió el compromiso de informar y opinar sobre las propuestas que presenten los partidos políticos y sus candidatos a los diferentes cargos de elección popular, contrastándolas con la Doctrina Social de la Iglesia, con el fin que nuestras audiencias se normen un criterio para participar activamente en este proceso, especialmente el día de la jornada de votación el primero de julio de 2018 (Semanario 1075, 10/09/17).

Edición 1075

En esa edición subrayamos que, por medio de notas, entrevistas, artículos de opinión, recalcaríamos que “es un delito vender el voto, en cualquiera de sus despreciables modalidades y que nadie puede obligar a nadie a votar por ningún partido político”.

Junto con este compromiso, publicamos también nuestra primera encuesta que, con el apoyo de la empresa Polymetrix, Estudios Estratégicos, presentó el punto de vista de la Sociedad sobre los retos y demandas que deben resolver los próximos gobernantes.

El combate a la inseguridad y a la corrupción fueron los primeros planteamientos sociales que hicimos del dominio público y, a la par, publicamos que la honestidad es el principal valor que la ciudadanía demanda a las autoridades gubernamentales.

¿Debe el católico participar en la política?

La respuesta la ofrecimos al presentar un claro mensaje de la Pastoral Social de la Arquidiócesis de Guadalajara a la sociedad en general, a las comunidades parroquiales y al clero, (Semanario 1080, 15/12/17) en el que subrayó que  “en la grave crisis social en la que nos encontramos, es necesario que los ciudadanos marquen la agenda política de los candidatos y partidos políticos para convertirla en una agenda ciudadana”.

En este documento hizo un llamado a los actores políticos a escuchar el clamor de la ciudadanía ante sus necesidades más apremiantes: “En primer lugar, la construcción de la paz es tarea impostergable a la que se deben aportar propuestas realizables y urgentes. La paz es, fruto de la justicia y la caridad, un valor y un deber universal, y el anhelo de alcanzarla es más que indispensable”.

Asimismo recalcó que la Sociedad está cansada de mentiras y verdades a medias: “Es necesario que el interés de los candidatos y los actores políticos centre su atención en el desarrollo integral de la persona y las comunidades, evitando los discursos y propuestas carentes de viabilidad. Creemos que en la medida en que los ciudadanos tengan fácil acceso a los bienes indispensables para tener una vida digna, el ambiente social cambiará radicalmente para bien. Asimismo, señalamos el grave riesgo de la demagogia y el populismo, carentes de verdaderas propuestas y nocivos para la sociedad”.

Entonces, las páginas de Semanario hicieron eco también del llamado que Pastoral Social hizo a los laicos que aspiran a un puesto de elección popular a ser congruentes con la fe que profesan: “Quienes son o pueden llegar a ser capaces de ejercer este arte tan difícil y tan noble que es la política, prepárense para ella y procuren ejercitarla con olvido del propio interés y de toda ganancia venal” (Gaudium et Spes 75). Aléjense por tanto, del anhelo y la lucha de poder que hacen tan innoble y envilece el actuar político”.

El papel de la Iglesia

En su mensaje a propósito del año electoral 2018, la Pastoral Social de la Arquidiócesis de Guadalajara recalcó que la Iglesia está a favor de la democracia, y al recordar a todos los ciudadanos su derecho y deber de votar con libertad, precisó que la comunidad política y la Iglesia son independientes y autónomas, cada una en su propio terreno, sin embargo, están al servicio de la vocación personal y social del hombre.

Compromisos de Semanario

Ahora, en medio de las reflexiones que en nuestros lectores han provocado los recientes estudios de opinión que hemos publicado, sobre las preferencias electorales en Jalisco, es pertinente reiterar lo ofrecido al inicio del año electoral 2018

En Semanario promovemos la participación política como una traducción de la fe y del compromiso social cristiano.

Edición 1080

Apoyamos y alentamos los espacios de reflexión en las comunidades y grupos eclesiales donde se analicen los procesos en torno a las campañas políticas y las propuestas de los distintos grupos políticos, sobre todo a nivel local (talleres de fe y política).

Insistiremos desde nuestros espacios informativos (impreso, radio, página web, redes sociales, etc.) que es un delito vender el voto y que nadie puede obligar a nadie a votar por ningún partido político.

Semanario informará y opinará sobre la agenda de prioridades sociales, que presenten los partidos políticos y sus candidatos, desde la Doctrina Social de la Iglesia, con la finalidad de participar activamente en la vida política, con independencia de quien resulte vencedor en la contienda.

Semanario promoverá la agenda de la Iglesia respecto a las prioridades sociales que los Obispos de México han manifestado en diversos documentos, y se resumen en 8 puntos: La defensa de la vida y dignidad de la persona en todo momento; la batalla contra el nuevo modelo cultural que pretende desnaturalizar el matrimonio y la familia; la defensa de la libertad religiosa; la defensa de migrantes y refugiados; la protección del medio ambiente; la denuncia de una economía que agrede a las familias y es incapaz de otorgar trabajos dignos; concientizar sobre la expansión de la guerra de media intensidad (búsqueda de desaparecidos y la exigencia de un marco jurídico contra la desaparición forzada); y la lucha contra la corrupción y la impunidad. Ninguno de estos elementos es renunciable e implican un compromiso de fondo de todos los católicos.


 

“No queden indiferentes a la cosa pública, ni replegados dentro de los templos, ni esperen las directivas y consignas eclesiásticas para luchar por la justicia, por formas de vida más humana para todos”.

(Papa Francisco, “Encuentro de católicos que asumen responsabilidades políticas al servicio de los pueblos latinoamericanos”, 3/12/2017)

 

“Ninguno de nosotros puede decir: yo no tengo nada que ver con esto, son ellos los que gobiernan… No, no, yo soy responsable de su gobierno y tengo que hacer lo mejor para que ellos gobiernen bien, y tengo que hacer lo mejor por participar en la política como pueda”.

(Papa Francisco, Homilía en casa Santa Martha, 16/09/2013)

 

“Hay que estimular la más amplia participación cívica. Entre más ciudadanos participen, más posibilidades habrá de que nuestra sociedad madure y sea responsable de la cosa pública. No hay que temer a la participación”.

(Cardenal Francisco Robles Ortega, Arzobispo de Guadalajara; Palabra del Pastor, Semanario 1097, 11/02/2018)

 

El involucramiento de los ciudadanos en la construcción del bien común, es indispensable para alcanzar la madurez política y en este sentido, la Iglesia (con su doctrina social) no dicta leyes a los poderes públicos, ni se declara políticamente a favor de una parte o de otra, su intención es salvar la persona, renovar la sociedad humana

(cfr. Gaudium et Spes, 3).

 

En consecuencia, el papel de los Medios de Comunicación es fundamental para la información y generación de opinión pública. Siendo fieles a esta vocación, pedimos a los comunicadores que ejerzan su labor de informar de manera objetivamente verdadera y, salvada la justicia y la caridad, íntegra; y en cuanto al modo, ha de ser honesta y correcta, tanto en la obtención de la noticia como en su divulgación

(Inter Mirifica, 5).

About David Hernández Cruz

Check Also

Podcast: El Pulso del Papa

Sección dedicada a publicar los audios del noticiero semanal “El Pulso del Papa desde Ciudad del …

Metanoia. Conversión del corazón

Rebeca Ortega Camacho “Metanoia. Llamados a transformar el mundo”, es un evento organizado por El …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *