Campeonato “mundial” de futbol para eclesiásticos en el Vaticano

Clericus Cup comenzó su duodécima edición.

Pbro. Carlos Javier Díaz Vega / Ciudad del Vaticano

La ciudad de Roma se distingue evidentemente por ser la capital italiana que acoge en su corazón a la Ciudad del Vaticano, uno de los Estados más pequeños del mundo. Roma también se distingue por acoger a miles de jóvenes que llegan a estudiar en alguna de las Universidades Pontificias que hay en la ciudad, en total hay 17 ateneos pontificios. Muchos de estos estudiantes son sacerdotes o seminaristas.

¿Qué es la “Clericus Cup”?

El Centro Deportivo Italiano (CSI por sus siglas en italiano) es una reconocida asociación que promueve el deporte inspirándose en la visión cristiana del hombre. Esta asociación promueve cada año la llamada “Clericus Cup”, que reúne a sacerdotes y seminaristas para competir en un torneo de fútbol. El Consejo Pontificio de la Cultura y la sección “Iglesia y Deporte” del Dicasterio para Laicos, Familia y Vida participan también en la organización y promoción del evento.

El trofeo Clericus Cup es el premio que reciben los ganadores del torneo.

Como en cualquier torneo, en la “Clericus Cup” lo importante es participar, competir y ganar. Pero la característica principal de este torneo es que “los partidos son de tres tiempos”: dos normales de juego y el posterior tercer tiempo que consiste en momento de recogimiento durante el cual los 22 jugadores rezan juntos. Cabe señalar que en un ambiente de gran espíritu deportivo las porras de los equipos se distinguen porque siempre apoyan, difícilmente van a gritar o hacer señalamientos en contra del rival. Otra curiosidad de este torneo es que además de las tradicionales tarjetas arbitrales “amarilla” y “roja”, existe la “tarjeta azul”, que suspende por cinco minutos al jugador merecedor de tal sanción.

Fue en 2007 cuando nació el primer campeonato “mundial” de fútbol del Vaticano. Cada torneo cuenta con más de 300 participantes provenientes de 71 países de los cinco continentes, entre los cuales italianos, mexicanos, estadounidenses, croatas, rumanos, irlandeses, brasileños, colombianos, ecuatorianos, cameruneses, ruandeses, congoleños, vietnamitas, birmanos, coreanos, etc.

De febrero a mayo de 2018 se disputa la XII edición de la “Clericus Cup” que comprende 16 equipos divididos en cuatro grupos. Como es tradición, los partidos se llevan a cabo en las canchas del Centro Deportivo “Pío XI”, desde donde se disfruta una de las mejores vistas de la cúpula de la Basílica de San Pedro. Se juegan uatro partidos los sábados y otros cuatro los domingos. Los dos mejores equipos de cada grupo disputarán los cuartos de final (14 de abril), para jugar después la semifinal (12 de mayo) y la gran final el 26 de mayo.

El equipo del Pontificio Colegio Mexicano cuenta este año con la siguiente alineación de sacerdotes (4-4-2): Martínez Márquez; Gómez Cruz, Villagomez, Franco Gonzalez, Villalobos; Santana Aguayo (Cruz Lopez), Vaca Silva (Martínez Hernández), Hernández, Aviña Reyes (Hernández Herrera); Perez Hernández, Royas Madrigal. El entrenador es el prof. Toffanello.

En la edición de este 2018, el Colegio Mexicano abrió el torneo enfrentando al Colegio Gregoriano.

Pero no sólo es fútbol

El CSI organiza cada año también otras dos iniciativas deportivas para clérigos.

La primera y más antigua es la “Fiesta Nacional de la Nieve para sacerdotes esquiadores”, la iniciativa fue denominada “El Señor esquíe (esté) con ustedes”. Esta iniciativa nació con el Jubileo del Año 2000. Los sacerdotes se reúnen dos días para celebrar la amistad, el gozo leal y la fraternidad. Son dos sus pasiones, la Eucaristía y el esquí, y las dos están presentes en la Fiesta de la Nieve.

La segunda iniciativa, que es la más joven de las tres, es el equipo llamado St. Peter’s Cricket Club que, de manera similar a la “Clericus Cup”, reúne a sacerdotes y seminaristas aficionados al “cricket”, uno de los deportes más difundidos en el mundo – en toda India, Sudáfrica, Australia, Nueva Zelanda, USA, Canadá y Reino Unido –. Esta iniciativa, que cuenta también con el patrocinio del Consejo Pontificio de la Cultura, nació en 2013 y pretende utilizar el lenguaje universal del cricket, para reforzar relaciones de cultura y amistad, así como actitudes positivas dentro y fuera de la cancha, entre jugadores católicos, luteranos, musulmanes, hindúes, budistas y sijes, entre otros.

El fútbol, el esquí sobre nieve, el cricket o cualquier deporte nos ayudan a comprender que existe la diversidad de los talentos y, por ende, debemos respetar y admirar a los compañeros de equipo y a los compañeros rivales. Los sacerdotes igualmente saben que cualquier deporte puede conjugarse con los valores cristianos.

 

Finalistas en las ediciones de la “Clericus Cup”:

2007 Redemptoris Mater / Pontificia Universidad Lateranense

2008 Mater Ecclesiae / Redemptoris Mater

2009 Redemptoris Mater / North American Martyrs

2010 Redemptoris Mater / North American Martyrs

2011 Pontificia Universidad Gregoriana / Angelicum

2012 North American Martyrs / Pontificia Universidad Gregoriana

2013 North American Martyrs / Mater Ecclesiae

2014 Pontificio Colegio Urbano / Redemptoris Mater

2015 Pontificio Colegio Urbano / Mater Ecclesiae

2016 Mater Ecclesiae / Pontificio Colegio Urbano

2017 Pontificio Colegio Urbano / Pontificia Universidad Gregoriana

* También se entrega premio al mejor portero, al mejor entrenador, al goleador del torneo y a la mejor porra

About David Hernández Cruz

Check Also

Templo de Culiacán, Sinaloa, funge como albergue

Redacción ArquiMedios El interior del Templo José María Escrivá de Balaguer en Valle Alto, Culiacán, Sinaloa, funge como albergue, debido a …

322 años de ser “El corazón de la Diócesis”

José Manuel Gutiérrez Alvizo (Segundo de  Teología) “Si es obra de Dios prosperará”, con estas …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *