Más que un trabajo, un privilegio. La labor de preservar la Catedral de Guadalajara

Rebeca Ortega Camacho

La Iglesia Catedral Basílica de la Asunción de María, es un recinto que encierra venerables reliquias e invaluables obras de Arte Sacro. Los Oficios Litúrgicos, administración, resguardo y mantenimiento de la Catedral está a cargo del Cabildo Eclesiástico de Guadalajara y del personal que trabaja en el recinto.

Transeúntes y turistas que pasan por el centro de la ciudad, no pierden la oportunidad de visitar y contemplar la majestuosidad del monumento del Siglo XVI, la Catedral de Guadalajara. Sus puertas se abren a las 7 de la mañana; una hora después se celebra la primera Misa del día… y así continúan los Oficios Litúrgicos de la Iglesia Madre de la Arquidiócesis, que recibe innumerables fieles todos los días.

Canónigo Valentín Ruiz, Rector de la Catedral

En 2015, el Cardenal José Francisco Robles Ortega, Arzobispo de Guadalajara, nombró al señor Canónigo Valentín Ruiz Durán como Rector de la Catedral Metropolitana tapatía, cuya labor es cuidar el aspecto físico del Templo y también vigilar el buen desarrollo de las actividades de culto, pastorales y celebraciones de los Sacramentos; es decir, todo lo que tiene que ver con la buena marcha de la Catedral, así como llevar al pie de la letra los aspectos administrativos.

Su labor la desempeña conjuntamente con el Capítulo o Cabildo Catedralicio, integrado por 15 Canónigos (Sacerdotes que destacan por su integridad de vida y servicio a la Iglesia, encargados de dar Solemnidad al culto en la Iglesia Catedral). “Luego está un equipo de seis Religiosas (Misioneras Eucarísticas de los Pobres) encargadas del mantenimiento en el presbiterio, la sacristía y darle bueno decoro; además, de la limpieza a los ornamentos y vasos sagrados. También contamos con tres sacristanes que se encargan de la limpieza del cuerpo de la Catedral; bancas, altares, anexos, etcétera, y cuidar el buen orden en el interior del recinto.

“Contamos también con un portero, que se encarga de atender a la gente que ingresa por la calle Liceo, a las oficinas de la Catedral. También laboran personas que se responsabilizan de darle mantenimiento a las imágenes; además, contamos con dos coros, (Coro de Infantes que dirige el Mtro. Aurelio Martínez Corona, y cuenta también con la participación de la Escuela Diocesana Superior de Música Sacra). Asimismo, están los campaneros, que en las fiestas solemnes echan a vuelo todas las campanas y en días ordinarios las campanas normales.

“En la Rectoría están dos personas, que se encargan de recibir a las personas que vienen a solicitar intenciones o alguna celebración. Igualmente, algunos sacerdotes vienen a auxiliarnos en la celebración de las Misas, algunos entre semana y otros en domingo. Es el equipo de trabajadores con el que contamos en la Catedral”, señaló el Canónigo Valentín Ruiz.

Agregó que durante todo el día se está limpiando el piso, quitando el polvo, porque el tránsito de personas es a todas horas. Además, la Catedral también se destaca por ser “Casa de Misericordia”; en su interior cuenta con una oficina denominada “Compartir”, en donde se atienden a personas de escasos recursos o en situación de calle y se les ayuda con alimento, ropa y más.

Poco personal, pero sólido equipo de trabajo

(Izq.) Miguel Ángel Pérez Castillo, Sacristán de la Catedral, y José de Jesús Rubio González, Encargado de la conservación del recinto (Der.), son los responsables de la preparación de los Santos Óleos, que el Jueves Santo serán bendecidos por el Arzobispo.

Con el objetivo de conocer detalles del funcionamiento interno de la Catedral de Guadalajara, se entrevistó a algunas de las personas que laboran en este recinto. Uno de ellos es José de Jesús Rubio González, encargado de la conservación desde hace 15 años. “Mi cargo es estar al pendiente de todo el manejo de la Catedral, trabajo conjuntamente con el Rector. Todo lo que se hace, se hace con autorización del Canónigo Valentín Ruiz; se ven las necesidades y se hace un estudio de lo que vamos a hacer, entre todos los empleados y con el Rector. Somos poco personal para el tamaño del inmueble, pero hemos salido adelante”, señaló Jesús Rubio.

Día a día, surgen inconvenientes que deben resolverse. “La Catedral está abierta todo el día, no podemos hacer distinciones o impedir el acceso; pero nos ha tocado ver cada cosa. Hace poco rompieron el vidrio que resguarda los restos de Santa Inocencia, actualmente tiene una placa interna para protegerla. Cuando pasa algo, ‘luego luego’ vemos el modo de asegurar las cosas. También, la gente es muy de tocar y van ensuciando las esculturas. Todo el día se está limpiando, aunque no parece, nos han criticado por ese lado; pero entra mucha gente”, dijo el entrevistado.

Para mejorar la seguridad y vigilancia en el recinto, se han instalado cámaras. Próximamente se contará con un circuito cerrado de 38 cámaras, en puntos específicos. Actualmente, el grupo de liturgia se encarga de mantener el orden interno de la Catedral; sin embargo, no están disponibles todo el día, pues son voluntarios.

Jesús Rubio ha equipado la Catedral con un 80% de luces led y, junto con el restaurador, recobró la Capilla de La Soledad, que estuvo 50 años cerrada. Asegura que para realizar estas labores no reciben dinero de nadie externo; se hace con un fondo que se va recabando de la aportación de los fieles. Finalmente, señaló que el mantenimiento es constante y los visitantes habituales notan los cambios e invitó a visitar las Criptas o Tumbas de los Obispos esta Semana Santa.

Maestro Roberto Rosalío, restaurador.

Otra labor de gran relevancia es la restauración de imágenes y pinturas en la Catedral, cargo que desempeña desde el 2002, el Maestro Roberto Rosalío Rico. “Estamos aquí, gracias a Dios, conservando las riquezas que tiene Catedral en cuanto a las imágenes y muros.

“Cuando llegué estaba olvidada la Catedral, no se movía nada de restauración. Poco a poco fuimos viendo la necesidad de cada imagen y se ha ido completando, restaurando y rescatando; tratamos de que esté lo mejor posible”, señaló el especialista. Sin embargo, las imágenes se ensucian y deterioran porque los visitantes suelen tocarlas y toman fotografías con flash.

Entre sus últimos trabajos, destacó la restauración del Cristo que está ubicado en la Capilla de La Soledad y la recuperación de la Virgen de la Paloma. Roberto Rosalío es originario de Zacoalco de Torres, Jalisco. Es Químico en plásticos, y también estudió Escultura, Pintura y Restauración, con el Maestro Luis Larios Ocampo. Comentó que, por las obras de la Línea 3 del Tren Ligero, lo que más ha afectado es el polvo.

Gran parte de las esculturas es de principios del Siglo XIX, hechas por Mariano Perrusquía y Victoriano Acuña. Se conservan algunas esculturas de gran valor, como la del Señor de las Aguas, del Siglo XVI, en pasta de caña; la de Nuestra Señora de la Rosa, tallada en cedro rojo, y se atribuye que la donó el Rey Carlos V. También es notable la Capilla de Nuestra Señora de la Soledad, donada en 1730.

Ambos entrevistados destacaron el buen ambiente de trabajo, compromiso y apoyo de todo el equipo que labora en la Catedral, para que el recinto luzca en su esplendor, especialmente en las festividades.

Carpintería y Sacristía

José Luis Cholico, carpintero.

El piso o duela de la Iglesia Catedral es de madera de mezquite, información que compartió el carpintero José Luis Cholico García, quien desde hace tres años se encarga de restaurar y mantener la duela, puertas, bancas y muebles de madera. “La duela es de mezquite, es una madera difícil de conseguir”, indicó. (La madera de mezquite tiene como características una gran durabilidad y una excelente calidad para usarse en la fabricación de muebles y otros productos).

“Hay muchos problemas – en el piso -, sobre todo de polilla y humedad, especialmente en la parte de la Sacristía, de hecho hasta la fecha. Poco a poco hemos ido trabajando en todas las capillas y los ingresos; debido a la construcción de la L3 del Tren Ligero, el desgaste del piso ha sido tremendo… la tierra es como lija. Hay mucho deterioro en toda la madera. Van casi cinco años y hay mucho polvo en las paredes y en todo. Ahora que terminen, será necesario darle a toda la Catedral una muy buena pasada”, dijo José Luis Cholico.

Al respecto, en las diferentes entradas, se colocaron tapetes de plástico que ayudan a inhibir la tierra en un 50%. Además, se pide a las personas no mover las bancas y si entran con silla de ruedas, procurar que no raspe el piso. “Básicamente lo que utilizo son poliuretanos, sellador para madera y lacas; trato de cambiar las menos piezas posibles. Hay un proyecto, de poner cemento; levantar poco a poco el piso, poner cemento y regresar la duela, con eso vamos a tener menos humedad”, indicó el entrevistado. Además de su labor de carpintero, José Luis Cholico realiza los arreglos florales para las celebraciones especiales de la Catedral.

Posteriormente, Arquimedios entrevistó al encargado de que todo esté siempre listo para que las Celebraciones Eucarísticas se realicen sin contratiempo, el sacristán. El señor Miguel Ángel Pérez Castillo, ha desempeñado este trabajo en la Catedral por más de once años.

“Soy el sacristán de la Catedral, mi labor es estar al pendiente de las Celebraciones Eucarísticas, que todo esté en orden, que no falte nada y si no hay acólito, ayudo en la Misa. Hay un equipo de religiosas que se encargan de lavar los ornamentos y tenerlos en orden por colores. En cuanto a los vasos sagrados, yo me encargo de cuidarlos y guardarlos, cuando ellas descansan”, señaló Ángel Pérez y agregó que en la mayoría de las Misas no hay acólitos, porque son niños que vienen de lejos. Los domingos se celebran nueve Misas, entre semana tres al día y los Oficios Litúrgicos.

En total son tres sacristanes en la Catedral de Guadalajara. El entrevistado añadió que también se celebran Ceremonias de XV Años, Matrimonios, Primeras Comuniones, Confirmaciones y Bautizos, estos últimos se llevan a cabo en la Sacristía.

“Es un privilegio trabajar en la Catedral. Debemos estar atentos a todo; desde vigilar el templo, porque a veces entran personas que solo vienen a dañar, cuidar la limpieza y que todo esté en orden. Muchas personas que viven en la ciudad no conocen la Catedral; los invitamos a que vengan y valoren el tesoro artístico que tenemos”, concluyó Miguel Ángel Pérez.

Ciencia y arte

Miguel Arcángel Sandoval, organero.

En la parte superior de la entrada se encuentra el órgano tubular europeo del Siglo XIX, que armonizan las principales Celebraciones Eucarísticas. El órgano, de marca Merklin, llegó en 1894 y es de los mejores que hay en el Occidente de la República. Su mantenimiento y cuidado está a cargo del organero Miguel Arcángel Sandoval Del Toro.

“Empecé el trabajo en el órgano con mi padre, Moisés Sandoval que está en vida. A él lo preparó el Padre Manuel de Jesús Aréchiga, como músico y organero. Doy seguimiento a su labor, restaurando partes del órgano y fabricando las refacciones. Este instrumento originalmente era mecánico; después, Alemania le hizo una modificación, le retiró todos los mecanismos originales y le instaló mecanismos neumáticos, entonces el órgano se convierte de transmisión neumática. Después, viene la empresa italiana, donde mi padre estuvo trabajando, y lo electrifican, lo hacen electro-neumático-mecánico, sistema con el que trabaja actualmente. Este órgano cuenta con 4,300 tubos aproximadamente”, señaló el especialista y agregó que se toca exclusivamente para la Misa del domingo a las 12 horas, donde preside el Cardenal Robles Ortega u otras festividades.

“Se requiere de precisión, un órgano es arte y ciencia; es una máquina valiosa y costosa. Se está restaurando por secciones; y se le da mantenimiento ordinario, preventivo y extraordinario. Gran parte de los materiales los preparamos aquí”, dijo Miguel Arcángel Sandoval. Añadió que al ser un instrumento de viento se debe tener mucho cuidado del polvo; además, en los tubos suelen introducirse pichones y animales.

Además, hace diez años, el organero restauró un Órgano Regal, que había permanecido inhabilitado por mucho tiempo. “Se utiliza en Cuaresma y Adviento; no requiere de energía eléctrica, su sonido es natural”.

Por más de 35 años, Sandoval Del Toro, ha sido el organero de Catedral; pero también se encarga de dar mantenimiento a los órganos de los Templos de San Juan de Dios, Nuestra Señora de las Mercedes, Santa Teresa, el Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe, El Expiatorio y la Escuela de Música Sacra, entre otros.

Positivo el “Paseo Alcalde”

De acuerdo con el Rector de la Catedral, Canónigo Valentín Ruiz, en menos de un año culminará el “Paseo Alcalde”, “para que la gente tenga apertura no solamente al Paseo, sino que tenga fácil acceso a la Catedral”. Al cuestionarle su opinión del corredor peatonal, el entrevistado señaló, “se me hace muy bien y máxime que va a estar una estación en la esquina de la calle Morelos. Cuando esté listo, habrá más gente, más seguridad, más confianza; vamos a tener la necesidad de invitar personal de seguridad para el ingreso de la Catedral”. Añadió que la afluencia de fieles no ha disminuido, pese a las restricciones de acceso por la construcción de la Línea 3 del Tren Ligero.

Características: El “Paseo Alcalde”, será un corredor semipeatonal de 2.5 kilómetros de extensión; tendrá una inversión inicial de 225 mdp. Límites: calle Jesús García al norte y los Templos de San Francisco y Aranzazú al sur. Se esperan 200 mil visitantes diarios. Habrá una reforestación de dos mil árboles; contará con 91 fuentes, 561 bancas y 171 lámparas.

Datos

Se comenzó a construir a partir de 1573.

Fue inaugurada el 19 de febrero de 1618.

Fue consagrada el 22 de octubre de 1716.

Horario de Oficios Litúrgicos
8 Hrs. Misa

9.15 Hrs. Rezo de Laudes.

9.30 Hrs. Misa Conventual (concelebrada, por las intenciones de toda la Arquidiócesis).
17.30 Hrs. Rezo de Oficio de Lectura y Vísperas.
18 Hrs. Misa, que celebra alguno de los señores Canónigos, y posteriormente Rezo del Santo Rosario.

Los miércoles hay una tradicional devoción al Padre Eterno; se celebra la Misa a las 10 horas.
Confesiones en la Catedral, de las 9 a las 13 Hrs. y de las 17 a las 19 Hrs. Todos los días.

Tel. 3613 7168

Programa Semana Santa 2018 en la Catedral

Domingo de Ramos (25 de marzo)

17.30 Hrs.: Bendición de las palmas, preside el Cardenal José Francisco Robles Ortega, Arzobispo de Guadalajara.

Jueves Santo (29 de marzo)

10 Hrs.: Solemne Misa Crismal.

18 Hrs.: Misa de la cena del Señor y lavatorio.

Ambas celebraciones serán presididas por el Cardenal Francisco Robles.

Viernes Santo (30 de marzo)                                                            

9.30 Hrs.: Celebración de Oficio de Lectura y Laudes, preside el Cardenal Francisco Robles.

12 Hrs.: Viacrucis meditado

17 Hrs.: Celebración Litúrgica de la Pasión y Muerte del Señor, preside el Arzobispo de Guadalajara.

20 Hrs.: “Rosario del Pésame a María Santísima”.

Sábado Santo (31 de marzo)

9.30 Hrs.: Celebración de la Liturgia de las Horas: Oficio de Lectura y laudes.

20.30 Hrs.: Solemnísima Vigilia Pascual de la Resurrección del Señor.

Ambas celebraciones serán presididas por el Cardenal Francisco Robles.

Domingo de Resurrección (1 de abril)

12 Hrs.: Misa de Resurrección.

 

About Rebeca Ortega

Check Also

Podcast: El Pulso del Papa

Sección dedicada a publicar los audios del noticiero semanal “El Pulso del Papa desde Ciudad del …

Metanoia. Conversión del corazón

Rebeca Ortega Camacho “Metanoia. Llamados a transformar el mundo”, es un evento organizado por El …

2 comments

  1. Muy buena labor Dios los siga bendiciendo

  2. Muy buen articulo pero les falto un elemento imprescindible y como siempre olvidado en todas partes, las campanas y sus campaneros, el articulo hubiese quedado maravilloso pero como siempre, a estos hombres y mujeres voluntarios, que no reciben paga y muchas veces ni siquiera las gracias,y que estan disponibles cuando se les requiere, incluso bajo tormentas, padeciendo ingratitudes por parte de los parrcos, a nadie les importa, en el seminario, a los futuros sacerdotes se les enseña que los campaneros son solo “toca fierros”, pero eso si, cuando hay una celebración especial se solicita y a veces hasta se les quiere exigir su prescencia. Sean justos y tambien cubran a estos personajes, el tocar correctamente las campanas requiere de preparación, de aprender diversas clases de repiques que muchas veces tienen ya cientos de años en su haber pero todos creemos que “se golpea igual” o nos parece solo “ruido”, esto a causa de nuestroa propia ignorancia de su noble labor, incluso ni siquiera aparecen en los organigramas eclesiasticos que se han realizado recientemente, como queriendo borrarles de la historia colectiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *