Sínodo 2018: Sacerdotes por clericalismo o machismo no escuchan a las mujeres

Redacción ArquiMedios

En la reunión informativa del tercer día sobre los trabajos sinodales, que tuvo lugar en la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Monseñor Manuel Ochogavía Barahona, Padre Sinodal elegido por la Conferencia Episcopal de Panamá, obispo de Colón-Kuna Yala, valoró positivamente que el tema de la participación de las mujeres se trate en “el Sínodo” porque esto “abre puertas”, pues se necesita “generar espacios”, ya que “existen mujeres muy preparadas para tomar parte” en la “toma de decisiones” dentro de la Iglesia y fuera de ella. 

“La participación de la mujer en la sociedad de hoy, yo creo que es un tema que no lo podemos dejar de lado, de hecho, ya está en el Instrumento de Trabajo (del Sínodo) como una de las preocupaciones de los jóvenes. En ese sentido, hay mucho trabajo por hacer”, dijo Monseñor Ochogavía Barahona, durante la conferencia de prensa del 5 de octubre de 2018. 

“El papel de la mujer en la sociedad civil no cuenta con la paridad junto con los varones, incluso en cosas tan sencillas como el salario. Una mujer gana menos que un hombre y esto en sociedades occidentales donde la mujer tiene acceso al trabajo, pero hay otras sociedades en las que no tienen acceso a la educación, ni al trabajo”, expresó el obispo de Colón-Kuna Yala, Panamá. 

Al mismo tiempo, “el Sínodo va a marcar una hoja de ruta, pero no solucionará todo, porque todos los contextos no son iguales, África es muy diversa internamente frente a Asia Europa o América”, añadió.  

El obispo Ochogavía Barahona sostuvo que el clero debe hacer la tarea pendiente de dar un papel más activo a la mujer en las iglesias locales. Remarcó que los jóvenes, hombres o mujeres, deberían participar más en la toma de decisiones en las comunidades eclesiales.

Asimismo, explicó que los sacerdotes por varios motivos no están dispuestos a escuchar a las mujeres que trabajan para la Iglesia. “En mi diócesis, la encargada de pastoral juvenil es una chica y esto genera siempre un choque porque se enfrenta al trabajo pastoral en un mundo donde tiene que relacionarse con sacerdotes y ya sabemos lo que pasa; no siempre los sacerdotes, sea por el clericalismo o por formación cultural, etc., aceptan que una chica y, más una joven, se exprese”.

También subrayó los rezagos culturales hacia las minorías y, en especial, señaló los prejuicios que golpean a las mujeres afrodescendientes: “En América Latina ser mujer, joven y negra es aún más complicado” tener acceso a “espacios de toma de decisión”, dijo el obispos del país anfitrión de la próxima Jornada Mundial para los Jóvenes.

El prelado panameño aseguró que esta especie de discriminación se presenta en “ámbito civil”, y un poco menos “en el ámbito religioso”, donde todavía “hay mayor acogida y mayor participación”. Pero, la situación de desigualdad para los afrodescendiente en el ámbito civil flagela igualmente a hombres o mujeres. 

¡Jóvenes, los obispos lamentamos los abusos! 

Por su lado, Monseñor Anthony Colin Fisher, O.P, pidió disculpas a los jóvenes. “Deseo que los jóvenes nos oigan decir: lamentamos y tenemos vergüenza de lo que ocurrió (con los abusos)La Iglesia debe ser el lugar más seguro del mundo para los jóvenes y yo espero que ellos escuchen esta voz, a través de mis palabras”, dijo monseñor Anthony Colin Fisher, O.P, Padre Sinodal elegido por la Conferencia Episcopal de Australia, Arzobispo de Sydney, en la conferencia de prensa.

Respecto a los abusos sexuales, de conciencia y poder de clérigos recrudecidos en América del norte en el último año, “sé perfectamente que hay muchos jóvenes heridos, víctimas, de estos comportamientos. Jóvenes que han perdido su confianza en los demás. Yo creo que la Iglesia debe hablarles directamente, sin dirigirse a ellos como si fueran fenómenos, sino que los jóvenes necesitan sentir cuánto lamentamos esta situación y yo estoy convencido de que ésta es una opinión que comparten los otros obispos presentes aquí (en Roma) y los católicos en general”, dijo Mons. Colin Fisher. 

LGTB

En la reflexión del Sínodo también se habló de sexo, en especial sobre la castidad y la abstinencia antes del matrimonio, informó Paolo Ruffini, Prefecto del Dicasterio para la comunicación de la Santa Sede, durante la sesión informativa sobre la tercera Congregación General de ayer por la tarde y la cuarta Congregación General de esta mañana. Sin embargo, no hubo alguna intervención sinodal que se muestre contraria o que haga pensar a un cambio en la doctrina. Más bien es un argumento que los padres sinodales enfrentan en el confesionario y cómo ayudar a los jóvenes a permanecer castos y en línea con la doctrina.

Entre los discursos pronunciados del 4 y 5 de octubre, el Prefecto respondió a una pregunta sobre la razón por la cual la expresión “LGBT” aparece en el Instrumentum laboris, Ruffini respondió que “en las Congregaciones Generales no se mencionaba, excepto en una intervención sobre por qué se insertó este tema”.

La razón, explicó el prefecto, es que “esta expresión ha sido utilizada en algunas contribuciones de las Conferencias Episcopales que se presentan en la Secretaría General, y también en algunas observaciones generales. Por eso se incluyó en el Instrumentum Laboris”.

Entretanto, destacó la propuesta de algunos de los jóvenes que participan de establecer un Consejo Pontificio para los jóvenes. Por otro lado, se informó que el papa Francisco intervino por tres minutos, así como otros padre sinodales, y se mantuvo como regla los tres minutos de silencio antes de las intervenciones en ciclos de cinco. (Aleteia).

About Rebeca Ortega

Check Also

CultivArte. Literatura, música sacra y religiosidad popular

Pbro. Tomás de Híjar Ornelas El  martes 23 de octubre de este 2018, a las …

El vientre materno, el espacio más bendecido

Hermanas, hermanos en el Señor: El Hijo de Dios se encarnó en el seno virginal …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *